Si sabes esperar, los niños se olvidaran de tu camara y entonces su alma saldra a la luz.